×
hace 1 semana
[Saltillo]

Dejan libres a 2 policías asesinos de maestro

Sólo uno de los tres elementos acusados recibió sentencia por homicidio simple doloso

Imprimir
Dejan libres a 2 policías asesinos de maestro
Foto: Zócalo | Staff
Saltillo, Coahuila.- “Ahora resulta que matar a una persona es parte de tu trabajo”, estas fueron las palabras con las que el Ministerio Público inició su alegato de cierre en el juicio instruido contra tres elementos de la Policía Municipal acusados de asesinar al maestro Rafael Pérez Hernández, en hechos ocurridos el 10 de agosto de 2017 en Saltillo.

El Tribunal de Juicio Oral, integrado por tres jueces, escuchó los alegatos finales del Ministerio Público, el asesor legal de los familiares de la víctima, así como los abogados de la defensa.

Tras una audiencia que se prolongó siete horas en la sala 9 del Centro de Justicia Penal, el Tribunal de Juicio Oral emitió su fallo condenatorio en contra de Óscar Villegas Silva, al cual le dictarán su sentencia este miércoles a las 11 de la mañana por el delito de homicidio simple doloso. 

Mientras que los otros dos elementos también acusados por el mismo delito, Apolonio y Julio César, fueron absueltos, quedando en libertad inmediatamente tras un año de permanecer internados en el centro penitenciario.

El padre del ultimado profesor, Rafael Pérez Martínez, se dijo decepcionado de la resolución de los jueces argumentando que los tres acusados actuaron de manera brutal en contra de su hijo, sin embargo era la interpretación de los que imparten justicia y la tenía que aceptar.

‘La resolución es un parteaguas en justicia’

“Los abogados hicieron lo que tenían que hacer y es la apreciación de una sola persona que dicta un veredicto. Esto tiene que sentar un precedente para que la gente sepa cómo se aplica la ley y la justicia, nosotros hubiéramos querido que hubiera una sanción más fuerte pero se vio que la ley se ejerció en una parte”, expresó Rafael Pérez Martínez, padre de Rafael Pérez Hernández, profesor que murió tras ser golpeado por policías municipales.

El también maestro comentó que está convencido de que la sociedad merece más respeto y que no se les ofenda de esa forma. Calificó la resolución de los jueces como parteaguas para lo que viene después.

“No podemos permitir que la injusticia, que la violencia y que la corrupción permeen en nuestra ciudad. Debemos entender que la justica no se hace sola, si dejamos que entre abogados y que las instituciones simulen y fabriquen un teatro, perdemos nuestra sociedad. Yo pienso que los tres merecían una sanción”.

EL ASESINATO

Eran las 20:30 horas del jueves 10 de agosto cuando llegó un reporte al Sistema de Emergencias 911 sobre una persona que se encontraba escandalizando y realizando actos inmorales en las instalaciones del recreativo de la Sección 38.

El reporte fue atendido por los elementos de la Policía Municipal Óscar Villegas y Julio César, quienes arribaron al sitio y sometieron a Rafael Pérez Hernández, cuyos compañeros profesores lo acusaron de correr desnudo por el campo de beisbol.

En ese instante Rafael fue detenido por los agentes municipales sin oponer resistencia, al estar arriba de la patrulla el profesor trató de resistirse a la detención y comenzó a forcejear con los policías.

Según la teoría criminal relatada por los agentes del Ministerio Público durante el juicio, los agentes solicitaron apoyo y fue cuando llegó Apolonio junto con dos mujeres policías, Carmen y Estrella.

Al mostrarse muy agresivo, el maestro fue sometido por los tres agentes. Apolonio lo tomó de los pies, Julio César lo sostuvo de la cintura y Óscar del cuello, cortándole la respiración.



En el trayecto hacia la comandancia los oficiales se percataron de que el joven profesor había perdido la consciencia y lo llevaron a las instalaciones de la Cruz Roja, donde el médico declaró su muerte a las 21:05 horas.

Al dar aviso a los agentes de la entonces Procuraduría General de Justicia del Estado, estos determinaron que el maestro habría muerto estrangulado por la llave que le aplicó Óscar para someterlo, por lo que de inmediato solicitaron la detención de los tres elementos que participaron en el arresto.

COMIENZA PROCESO

El sábado 12 de agosto dio inicio el proceso penal en contra de los tres elementos de la Policía Municipal. Se les imputó el delito de homicidio doloso agravado por haberse cometido con ventaja.

Durante la audiencia inicial se informó que al realizar la necropsia al cuerpo del maestro trascendió que presentaba 58 golpes en todo el cuerpo pero se determinó que la causa de su muerte fue el estrangulamiento, señalando a Óscar Villegas como el autor material y a Julio César y Apolonio como copartícipes.

Los tres elementos fueron vinculados a proceso y fueron ingresados como indiciados en el Centro Penitenciario Varonil de Saltillo. A partir de ahí corrió un año en el que se realizaron todas las etapas procesales.

El lunes 1 de octubre de 2018 comenzó el juicio oral instruido en contra de los tres policías. El desahogo de pruebas testimoniales y documentales se desarrolló durante cinco días en los que 35 personas declararon ante el Tribunal de Juicio Oral.

El viernes 5 de octubre se terminó el desahogo de pruebas y la audiencia de juicio oral fue suspendida para dar paso a los alegatos de cierre del Ministerio Público y los abogados de la defensa.

Finalmente este martes se reanudó la audiencia y a las 17:30 horas los tres jueces que integraron el Tribunal de Juicio Oral emitieron el fallo definitivo, tras valorar todos los datos de prueba vertidos durante el proceso.

Primero decidieron reclasificar el delito y lo dejaron como un homicidio simple doloso sin calificativas ni agravantes. A Óscar Villegas, identificado como el autor material, le dictaron sentencia condenatoria por haber provocado la muerte al profesor.

Apolonio y Julio César obtuvieron una sentencia absolutoria y se ordenó su libertad inmediata, ya que los datos de prueba no fueron suficientes para demostrar que ellos participaron en el asesinato, los jueces alegaron que estaban cumpliendo con el protocolo de detención de una persona.


Imprimir
te puede interesar
similares